LLUVIA

Imagen tomada de Pinterest
La lluvia, celosa del fuego

empapa la mañana.


Apaga el rescoldo de las hogueras

ensombreciendo el día

que se anunciaba festivo y luminoso.


Danza la lluvia uniéndose a la fiesta.

Detrás de los cristales la contemplo con nostalgia de sol.


Solo la tierra la recibe agradecida,

sofocada por los ardores del recién estrenado estío.


Lluvia que limpia, con su sábana de agua, la magia de la noche

devolviendo al paisaje su serena mansedumbre.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a LLUVIA

  1. A veces, la lluvia resbala agradecida por mi cara, cuando eso sucede nunca pongo obstáculos entre ella y yo, dejo que me acaricie con total libertad.
    Otras veces, la oigo repiquetear en los cristales y acudo rápido a su llamada para observar, desde la protectora orilla interna del vidrio, la molesta rebeldía de los caminantes.
    Hay un lado maravilloso en la lluvia que me atrae.
    Me gusta tu poema, felicitasrebaque, y agradezco tu gesto en mi blog. Te sumo a mi lista de rincones necesarios. Un saludo.

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s